Edad y fecha de nacimiento

En genealogía, una de las tareas más usuales es la búsqueda de partidas de nacimiento o bautismo de los antepasados, en ocasiones es conocida la fecha del hecho, pero en la mayoría de ellas no es así.

Cuando no se sabe la fecha de nacimiento es importante concretar un rango lo más estrecho posible para la búsqueda, eso nos ahorrará mucho tiempo y facilitará el éxito de la investigación genealógica.

calendario

Como norma general, no nos equivocaremos demasiado si tomamos el año de nacimiento de una persona y calculamos el de su padre entre 30 y 40 años antes, y el de su madre entre 25 y 35 años antes. De esta manera tendremos un rango de 10 años en el cual buscar, que podremos ampliar en el caso que no aparezca la partida que buscamos.

Ayudará también al cálculo tener en cuenta si la persona era la mayor o la pequeña de los hijos del matrimonio, si conocemos ese dato.

En documentos relativamente recientes es fácil encontrar las edades de los padres en actas de nacimiento o bautismo, y las de los contrayentes en actas de matrimonio.

Si aparecen las edades, y suponiendo que sean ciertas (por desgracia la experiencia confirma que no siempre es así) podremos concretar mucho más la fecha aproximada del nacimiento, reduciéndolo a un período de doce meses.

certificado_nacimiento_espana¡Mucho cuidado en este punto, doce meses no significan un año natural!

Lo primero que se nos pasa por la cabeza es restar al año en el que se redactó el documento, la edad declarada.

Por ejemplo, si en un acta de matrimonio con fecha 14 de Marzo de 1934 leemos que uno de los contrayentes tenía 26 años, la mayoría de personas diría que está claro que esta persona nació en 1908.

Eso es un error. Es necesario tener en cuenta la fecha completa, ya que no sabemos si en el momento de la boda estaba a punto de cumplir años o los había cumplido recientemente.

Así, en función del día y el mes podremos determinar entre que dos fechas pudo haber nacido y si lo deseamos, calcular una fecha aproximada teniendo en cuenta la media (cuando tengas ya el documento probatorio, te sorprenderá hasta que punto este cálculo de posibilidades concuerda con la realidad).

Básicamente, se trata de restar a la fecha del documento, la edad declarada y a partir de ahí, establecer un rango que abarcará desde seis meses antes hasta seis meses después.

En el ejemplo anterior, siguiendo este cálculo comprobamos que esta persona pudo haber nacido entre marzo de 1907 y marzo de 1908, de modo que es muy probable que naciera en 1907 y no en 1908 como hubiéramos pensado en un principio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *